Alejandro Magno

Nació en Macedonia (antiguo estado griego), en la ciudad de Pella en el 356 año a.C. Hijo de Filipo II, rey de Macedonia y Olimpia, hija del rey de Épiro Neoptólemo. Recibió una cuidadosa educación a cargo inicialmente de Leónidas y posteriormente del filósofo Aristóteles, en el año 345 a.C., el cual ejerció una notable influencia sobre Alejandro.

Desde muy temprana edad mostró gran interés por el Imperio Persa y su funcionamiento. Así como por la invasión de los persas sobre Macedonia. Del mismo modo, le interesaron las leyendas de Baco, cuya mitología le convierte en conquistador de la India.

Alejandro Magno

Ferviente lector de Homero, encontró en Aquiles su modelo que debería imitar. Se dice que podía recitar de memoria la Ilíada y la Odisea. Según la leyenda, logró domesticar al caballo nombrado «Bucéfalo», al cual hasta entonces nadie había podido cabalgar.

Logros personales

Biografía de Alejandro Magno
Biografía de Alejandro Magno. Edición por Escueladeletras.com. Original por Clker-Free-Vector-Images en Pixabay.

El ascenso del padre de Alejandro, Felipe II de Macedonia, fue percibido como una amenaza por parte de algunos estados de ciudades independientes en Grecia; Principalmente Tebas y Atenas.

Esto llevó a la batalla de Chaeronea en el año 338 a.C. en Boeotia, Grecia Central; donde Alejandro a la temprana edad de 18 años desempeñó un papel fundamental, liderando las fuerzas dispuestas tácticamente en el campo de batalla en el zona izquierda, para contribuir de forma decisiva a asegurar la victoria de su padre.

El ala de caballería liderada por Alejandro aniquiló la Banda Sagrada de Tebas, un cuerpo de élite considerado anteriormente como invencible. Esta victoria situó a Macedonia en una posición dominante en Grecia, facilitando las futuras aventuras de Alejandro.

Después del asesinato de Felipe II en el año 336 a. C., Alejandro fue proclamado rey de Macedonia a la edad de 20 años. La muerte de Felipe había envalentonado a muchos estados y tribus en Atenas, Tesalia y Tebas. Ante la situación amenazante, Alejandro fue muy diligente para contrarrestar la revuelta y movilizó a 3.000 soldados de caballería hacia el sur de Tesalia, obligándolos a rendirse.

Ante el efecto provocado por su rápida decisión disuasiva, Atenas solicitó la paz y Grecia fue de nuevo estabilizada. En la ciudad de Corinto, a Alejandro le asignaron el título de «Hegemón» (Gobernante de Grecia). Era el momento de comenzar el ataque contra el Imperio persa.

Eventos principales de su vida

Alejandro Magno y Aristóteles
Alejandro Magno y Aristóteles. Edición por Escueladeletras.com. Original por Charles Laplante a través de Wikimedia Commons.

La identificación progresiva de Alejandro con elementos persas se manifestó no solo en el origen oriental de las tropas reclutadas. Tampoco solo en el nombramiento de sátrapas para el gobierno de las áreas conquistadas, sino también en su vida personal.

Como ejemplo su primer matrimonio celebrado con Roxana en el año 327 a. C. según el rito iraní, también el uso de atributos (etiqueta, diadema y ceremonial) relacionados con usos asiáticos. Incluso el intento de instaurar la proskynesis en la corte griega, ritual utilizado entre los persas como protocolo de saludo, fueron algunos de los hábitos que pretendió instituir como muestra de acercamiento entre griegos y persas. La idea de Alejandro Magno, era mezclar las razas, costumbres y culturas de los territorios que componían su Imperio, con el fin de integrar todo en un único colectivo.

Esta «crisis asiática» radicalizó el apoyo incondicional hacia Alejandro entre los miembros de su séquito, que criticaron los nuevos usos adquiridos. Tras sufrir una serie de conspiraciones, Alejandro ordenó la ejecución de cercanos colaboradores militares por intuir confabulaciones contra su persona, tales como Filotas, también el padre de éste, Parmenión, y Calístenes, sobrino de Aristóteles.

Asimismo ejecutó con sus propias manos a Cleitus, quien siempre le fue leal y que además le había salvado la vida en la batalla de Gránicus, por criticarle abiertamente durante el transcurso de una fiesta su constante empeño en introducir patrones sociales de origen oriental.

En el año 326 a.C., comenzó su expedición contra la India para lograr los llamados extremos del sur-este de las tierras habitadas. Con esto pretendía cumplir con el dominio universal de su proyecto, así como para apaciguar a los ánimos de su ejército descontento, pues era evidente que los efectivos orientales tenían más poder entre sus filas.

En su progresión hacia el este derrotó al rey indio Poros en la Batalla del Hydaspes. La sumisión hizo que Alejandro le devolviera el Reino y lo considerara un vasallo. Se dirigió a la desembocadura del río Indo, pero tuvo que preparar el regreso debido a un motín de las tropas que se negaron a seguirlo.

En poco más de ocho años, las conquistas de Alejandro ocuparon un enorme territorio. Este unía el Mediterráneo con la India y Egipto con Grecia. Para iniciar el regreso desde la India tuvo que construir una flota fuertemente armada, comandada por Niarcos. Mientras que Alejandro y Craterus, frente a sus ejércitos, avanzaron por tierra en dirección a Persépolis.

En el camino, Alejandro fundó varias ciudades, entre ellas Nicea y Bucéfalo (esta última en honor al nombre de su caballo). En Susa, en 324 a.C., se casó con Barsine-Estatira, hija de Darius, y con Parysatis, hija de Artajerjes III Oco. Ello sin repudiar a su primera esposa Roxana.

Impacto en la sociedad

Vida de Alejandro Magno
Vida de Alejandro Magno. Edición por Escueladeletras.com. Original por Thanasis Papazacharias en Pixabay.

Como punto final, las consecuencias duraderas de la cultura que Alejandro había formado fueron muy efectivas para el avance del cristianismo. Como existía un lenguaje común, los seguidores de Jesús ahora podían difundir el Evangelio a diferentes lugares de la región, todo ello sin verse limitados por las barreras del idioma.

La cultura helenística contribuyó a la universalidad del cristianismo, ya que los discípulos ahora podían contar la historia de Jesús a un mayor número de personas. Por lo tanto, el lenguaje común que existía en la región contribuyó a que más personas abrazaran la fe cristiana.

Del planteamiento anterior, es evidente que las conquistas de Alejandro dieron forma a la política del mundo. Se puede decir que él solo creó la cultura helenística. La región de Medio Oriente se unió debido a los esfuerzos que hizo.

La unidad cultural que él había formado permitió que personas de diversos orígenes y civilizaciones, se reunieran e intercambiaran ideas beneficiosas. En consecuencia, durante este tiempo el conocimiento avanzó.

Las obras de varios intelectuales helenísticos, especialmente los de Pitágoras y Euclides, siguen siendo importantes en el mundo académico actual. Además, Alejandro está acreditado mediante las nuevas costumbres importadas, a replantear la forma tradicional del pensamiento del ciudadano griego. Transformó su enfoque de la vida impulsado por el conocimiento de otros territorios y ciudades.

El comercio griego prosperó en gran parte debido a sus esfuerzos. Al extender la cultura griega a otras regiones, la mantuvo en las generaciones futuras. Alejandro Magno hizo una contribución significativa en la configuración de la cultura del mundo.


Última actualización:

Alejandro Magno

Alejandro Magno. Edición por Escueladeletras.com. Original por Miguel Hermoso Cuesta a través de Wikimedia Commons.

Artículos relacionados