ARQUÍMEDES » El inventor de la palanca

Arquímedes nació en Siracusa, isla de Sicilia en Italia del año 287 a.C. Es uno de los académicos e inventores más famosos de la antigua Grecia.

Sus primeros años

Se tiene muy poca información fiable sobre la vida de Arquímedes, por lo que hay varios datos desconocidos acerca de este conocido matemático y unas cuantas leyendas apócrifas acerca de su vida.

Arquímedes nació en Siracusa, una ciudad que era una colonia griega, de hecho era la principal ciudad-estado griega en Italia.

Durante el tercer siglo a. C. la ciudad de Siracusa era un centro para el arte, el comercio y la ciencia. Por este motivo siempre se dice que la ciencia nació en la antigua Grecia y muchos de los conceptos que son definidos como científicos, se dice que se originaron allí.

Era hijo de un astrónomo y matemático llamado Fidias, por lo que la ciencia era familiar para él en su ambiente familiar. Desde sus primeros años de vida reveló una particular disposición para los estudios y se interesó en la ciencia. Desarrolló su curiosidad natural por la resolución de problemas

Se cree que los primeros años de su carrera los pasó en Egipto ya que viajó a estudiar en Alejandría, que para ese tiempo tenía la reputación de ser un lugar de gran aprendizaje y escolaridad.

Sus trabajos

Luego de haber finalizado sus estudios en Alejandría, Arquímedes regresó a Siracusa y dedicó su vida a la ciencia, enfocado en el pensamiento y en la invención.

Durante su vida desarrolló varios inventos y realizó numerosas contribuciones al área de la matemática. Aunque la mayoría de su trabajo fue de carácter teórico, su interés por la mecánica influenció su pensamiento matemático.

Contribuciones al campo de la matemática

La faceta de inventor de Arquímedes es quizás la más conocida, pero sus contribuciones al campo de las matemáticas son igualmente importantes.

Arquímedes publicó nueve tratados en griego en los cuales demostró sus análisis matemáticos centrados especialmente en la geometría y aritmética, lo que hoy se conoce como cálculo integral.

En su obra “Sobre la esfera y el cilindro”, Arquímedes demostró el cálculo del volumen de una esfera, un descubrimiento del cual se sentía particularmente orgulloso, tanto así que dejó instrucciones de que su lápida tuviera grabada una esfera dentro de un cilindro.

Otra de sus obras maestras es “Mediciones del círculo” donde Arquímedes demostró su enfoque para la determinación del valor de Pi. Éste método despejó el camino para uno de los principales descubrimientos matemáticos.

Logró calcular el área de una elipse demostrada en su obra “Sobre conoides y esferoides”, donde estudió propiedades de figuras de revolución generadas por cónicas.

Quizás uno de sus trabajos matemáticos más reconocidos fue el publicado en su obra “Sobre los cuerpos flotantes” que consistió en dos volúmenes que serían sus primeros trabajos en hidrostática.

En esa obra desarrolló uno de los descubrimientos más notables con una gran importancia y utilidad, conocido como el Principio de Arquímedes, el cual establece lo siguiente: “Todo cuerpo sumergido total o parcialmente en un fluido recibe un empuje hacia arriba (ascendente) igual al peso del fluido que desaloja”.

De acuerdo a referencias de varios autores, Arquímedes escribió un gran número de otros trabajos matemáticos que no sobrevivieron.

Arquímedes

Astronomía

En la antigüedad, Arquímedes también fue conocido como un astrónomo destacado, aunque se conoce muy poco acerca de esta faceta del académico.

Publicó la obra “El contador de arena” donde intentó determinar la cantidad de granos de arena que serían necesarios para llenar el universo utilizando un modelo vigente para estimar el tamaño del mismo.

Esta es la obra más accesible de Arquímedes y una de sus primeras publicaciones, donde se detalla la descripción de un sistema heliocéntrico y también demuestra un procedimiento ingenioso que utilizó el académico para determinar el diámetro del sol por medio de la observación.

Invenciones

Arquímedes fue un hombre adelantado a su época, reconocido como uno de los mejores ingenieros e inventores de su tiempo.

Muchos de sus inventos y descubrimientos que datan de hace más de 2000 años todavía se utilizan hoy en día.

Uno de los más notables es “el tornillo de Arquímedes” que surgió como una solución para satisfacer la necesidad de ayudar a los agricultores pobres a regar sus cultivos. El principio utilizado por Arquímedes en este dispositivo es utilizado hoy en día en la maquinaria moderna para el riego y drenaje.

Durante la vida de Arquímedes, la isla de Sicilia estaba ubicada geográficamente entre dos grandes poderes, razón por la cual se convirtió en objeto de contención. Arquímedes fue designado por el Rey Hierón II para defender la ciudad con sus invenciones.

Entre estas invenciones dedicadas a la guerra está “La garra de hierro” que era un dispositivo mecánico que estaría instalado en las paredes de la ciudad que consistía en un brazo del cual pendía un enorme gancho de metal que hundía a los barcos que se aproximaban al muro.

Otro de los inventos acreditados a Arquímedes es la mejora de la catapulta, también como parte de sus invenciones para la guerra, al igual que la invención del odómetro.

Aunque Arquímedes fue el inventor de la palanca, realizó una descripción detallada y rigurosa acerca del principio que entra en juego al accionarla. Además, diseñó un sistema que permitía a los marineros utilizar este principio para levantar objetos demasiado pesados.

Arquímedes

Su muerte

La ciudad de Siracusa fue invadida en el año 214 a.C. por los romanos, y Arquímedes jugó un rol muy importante para defender la ciudad al construir máquinas de guerra efectivas que retrasaron la toma de la ciudad.

Sin embargo, para el año 212 a.C. las fuerzas de Marcelo lograron tomar la ciudad en lo que se conoció como el sitio de Siracusa.

Durante esta guerra, Arquímedes fue asesinado en la ciudad, aproximadamente en el otoño del año 212 a.C.

La historia donde se relata que Arquímedes fue asesinado por un soldado romano, debido a que se negó a acompañarlo o a entregar sus diagramas matemáticos es apócrifa, ya que no hay ninguna fuente que pueda corroborarlo.