Napoleón Bonaparte

A Napoleón Bonaparte, Emperador de los franceses, se le conoce como genio militar, estadista, estratega, artista militar, general audaz, conquistador agresivo y hasta como un miserable.

Pero en realidad ¿Quién fue este hombre? Y ¿Por qué recibió el título de Emperador de los franceses?, a continuación, te daremos las repuestas a estas preguntas, así como también hablaremos de sus inicios, sus éxitos como gobernante y las causas de su muerte

Napoleón Bonaparte

Napoleón Bonaparte: Inicios

Biografía de Napoleón Bonaparte
Biografía de Napoleón Bonaparte. Imagen a través de Wikimedia Commons.

Napoleón Bonaparte nació el 15 de agosto de 1769, en Ajaccio, Isla de Córcega, Francia.

Al niño Napoleón le gustaba estar solo para pensar, no era un estudiante sobresaliente y solo mostró interés en las Matemáticas y en la lectura de obras clásicas como afición.

Su padre se aseguró de que el niño Napoleón entrara en la escuela militar francesa de Brienne-le-Château a los 10 años. Solo aprobó con notas destacadas en las asignaturas de Matemáticas y Geografía.

Tras su graduación en 1784, fue admitido en la École Royale Militaire de Paris donde estudió artillería. Una vez graduado, en septiembre de 1785, fue comisionado como teniente segundo de artillería, puesto en el cual fungió a partir de enero de 1786, a los 16 años en una guarnición en la ciudad de Valence.

Por aquellos años de inicio lo que más se destacaba del joven era su temperamento y su tenacidad. Por esa misma pasión, Napoleón creó enemigos irreconciliables y tuvo que huir de sus compatriotas junto a su familia, para escapar del incendio de su casa y a una muerte prematura.

Sin embargo, Napoleón consiguió reincorporarse, y ahora en rango de capitán sofocó un alzamiento contrarrevolucionario recurriendo a una distribución inteligente de la artillería y a un plan muy bien ejecutado, apoyado por los ingleses donde adquirió reconocimiento por el éxito en el asedio a la base naval de Tolón, en 1793.

Reconocimientos militares

En reconocimiento a su determinación y capacidad fue ascendido a general de brigada y enviado a la comandancia general de artillería en el ejército francés destacado en Italia

Sin embargo, su reputación se vió enlodada y estando bajo sospecha por su amistad con la familia Robespierre fue encarcelado durante el periodo de dos semanas, pero tras ser liberado por falta de pruebas, volvió a París.

En París, Bonaparte estuvo a cargo de un ejército en el Palacio de las Tullerías. Tras su éxito ante los insurgentes, el llamado Emperador de los franceses, consiguió gran fama y poder.

Fue entonces cuando Napoleón conoció a una viuda con dos hijos y cinco años mayor que él, Josefina de Beauharnais, con quien el 9 de marzo de 1796 contrajo nupcias en una sencilla ceremonia civil.

Napoleón Bonaparte: el éxito

Días después de su matrimonio, Bonaparte tomó el mando del Ejército francés en Italia y desde marzo de 1796 hasta abril de 1797, el genio militar derrotó a los austríacos, Beaulieu, Wurmser y Alvinczy, cuyas tropas eran superiores en número y forzó a Austria a firmar un acuerdo de paz, llamado el Tratado de Campo Formio, que dio a Francia el control de la mayor parte del norte de Italia, así como el de los Países Bajos.

Napoleón Bonaparte liderando la batalla francesa
Napoleón Bonaparte liderando la batalla francesa. Edición por Escueladeletras.com. Original por ErgSap. Flickr.

El general Napoleón Bonaparte, de tan solo veintisiete años, transformó a sus soldados en una máquina bélica que intervino el Piamonte en muy poco tiempo, con una victoria tras otra.

Durante el éxito rotundo de su campaña en Italia, se transformó en una figura muy importante en la política de Francia y hasta publicó tres periódicos.

En marzo de 1798 Bonaparte propuso colonizar Egipto para proteger los intereses comerciales franceses.

Manos a la obra, ya para el 19 de mayo de 1798, Napoleón inició su camino hacia Alejandría, y dos meses después, en la batalla de las Pirámides, dispersó a los que explotaban el país, logrando así consolidar su poder en Egipto, no sin enfrentar diversas revueltas populares y baños de sangre como fueron por ejemplo el asalto previo de la ciudad de Jaffa, considerada estratégicamente como un objetivo prioritario, donde los soldados franceses asesinaron con sus bayonetas a 2000 soldados turcos. Robaron y mataron a hombres, mujeres y niños, además de ordenar Bonaparte la ejecución de 3000 prisioneros turcos.

Pese a sus logros militares Bonaparte tuvo que volver a Egipto en mayo de 1799 y posteriormente regresar a un París en bancarrota con un gobierno bajo en popularidad, corrupto e ineficiente.

Gestión como gobernante

Aprovechando la situación política existente, Napoleón organizó el golpe de Estado del 9 de noviembre de de 1799. Puso fin a todo poder presente e instauró un gobierno provisional, y además redactó la Constitución del Año VIII asegurándose su elección como Primer Cónsul, convirtiéndose así en la persona más poderosa de Francia.

Napoleón Bonaparte como Primer Cónsul, demostró ser un eficaz administrador, ya que acabó con el déficit que dejó la revolución, estableció un nuevo código tributario, la centralización de la administración de los Departamentos y un Banco Central. No era solamente un general preparado para la guerra, sino que supo terminar también con las guerras civiles que asolaban el país. Como legislador instituyó diversas e importantes reformas y leyes, además de adecuar un sistema de carreteras y cloacas.

El 14 de junio de 1800 volvió a luchar con los austríacos en la batalla de Marengo, obligándolos a firmar la paz de Lunéville. Además, firmó con el Papa Pío VII el Concordato de 1801, buscando la reconciliación entre el pueblo católico y su sistema de gobierno.

 Pese a sus aciertos como gobernante, Napoleón sufrió oposición y fallidos atentados contra su vida. Sin embargo, fue coronado el 2 de diciembre de 1804 en Notre Dame, París, como el Emperador de Francia.

Fin de Napoleón Bonaparte

Sarcófago de Napoléon Bonaparte
Sarcófago de Napoleón Bonaparte. Imagen por ANTONY WARMBOLD en Pixabay.

Durante poco más de una década, Napoleón Bonaparte, tomó el control de casi toda Europa Occidental y Central. Parecía que nada podía resistirse a su ‘Gran Ejército’ y a su gran capacidad de mando.

Solo tras su derrota en la Batalla de las Naciones, se sintió obligado a regresar a Francia y al poder durante el periodo llamado de los Cien Días y fue derrotado el 18 de junio de 1815, en la Batalla de Waterloo en Bélgica.

Tras su destierro a la isla de Santa Elena, situada en el Atlántico, el Emperador de Francia Napoleón Bonaparte, falleció el 5 de mayo de 1821 a la edad de 51 años.


Última actualización:

Napoleón Bonaparte

Napoleón Bonaparte. Edición por Escueladeletras.com. Original por WikiImages en Pixabay.

Artículos relacionados