Miguel de Cervantes

Compartir Compartir en Facebook Compartir en Pinterest Compartir en Twitter Compartir en Whatsapp

Miguel de Cervantes Saavedra, nacido en Alcalá de Henares, una ciudad española perteneciente a la Comunidad de Madrid, el 29 de septiembre de 1547, hijo de Rodrigo de Cervantes, un cirujano y Leonor de Cortinas una dama española. Es mundialmente conocido por escribir “El ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha” novela que es descrita como la primera obra literaria moderna y la obra cumbre de la literatura universal.

Infancia, educación y juventud

Miguel de Cervantes Saavedra
Miguel de Cervantes Saavedra. Edición por Escueladeletras.com. Original por Biblioteca de la Universidad de Sevilla. Flickr.

Debido a que su abuelo paterno Juan, abandonó su hogar de manera inesperada, dejando a sus hijos en la calle, su padre se vio obligado a ejercer su profesión de cirujano, oficio que para la época no era muy bien remunerado. Hundido en las deudas abandona Alcalá para buscar un nuevo rumbo hacia Valladolid, pero en 1553 fue apresado durante siete meses debido a sus numerosas faltas de pago.

Miguel de Cervantes

Miguel de Cervantes. Edición por Escueladeletras.com. Original por Juan de Jáuregui a través de Wikimedia Commons.

Aunque su padre no era un hombre culto, se preocupaba por la educación de su hijo. Miguel comenzó a estudiar en el Colegio de los Jesuitas, convirtiéndose en un apasionado de la lectura.

En 1556 su madre vendió el último esclavo que tenía y se mudaron a Sevilla, buscando asegurar su economía y en 1566 se logran establecer en Madrid y Miguel asiste al Estudio de la Villa, una institución de gran prestigio regentada por el catedrático Juan López de Hoyos.

Soldado de Lepanto

Miguel de Cervantes en el Museo de Cera de Madrid
Miguel de Cervantes en el Museo de Cera de Madrid. Edición por Escueladeletras.com. Original por Tamorlan a través de Wikimedia Commons.

Miguel de Cervantes, fue acusado de herir en un duelo a Antonio Sigura, personaje que se desenvolvía en la Corte. Tras intentar arrestarle, recibe una recomendación por parte de Gaspar de Cervantes de abandonar España. Pasaría sus siguientes meses en Roma, al servicio del Cardenal Acquaviva.

En 1571 se inicia en la carrera militar en la compañía de Diego de Urbina, en la que ya su hermano Rodrigo era un miembro activo, embarcado en una galera llamada Marquesa. El 7 de Octubre de 1571 participa en la Batalla de Lepanto contra los otomanos, formando parte de una armada compuesta por una confederación católica dirigida por Don Juan de Austria. Cervantes fue herido en el combate, quedando inhabilitada su mano izquierda. Pese a ello se sintió extremadamente orgulloso de haber participado en esta batalla.

Junto a su hermano combatió nuevamente en Corfú, también al mando de Don Juan de Austria. En 1573 se encontraba recorriendo Sicilia, Cerdeña, Génova y la Lombardía, permaneciendo dos años en Nápoles hasta 1575.

Cautiverio en Argel

Durante su regreso desde Nápoles a España su galera se desorientó durante una tormenta y se separó del resto de la flota. Fue abordada a la altura de Marsella por unos corsarios albaneses al mando de Arnaúte Mamí. Su vida fue salvada gracias a que los captores encontraron unas cartas de recomendación que llevaba de Don Juan de Austria, tomándolo como prisionero y llevado a Argel para trabajar como esclavo y esperando conseguir a cambio un rescate de 500 escudos de oro por su libertad.

Miguel pasaría los siguientes cinco años de su vida en cautiverio, lo que le dejó una profunda marca en su ser que luego sería plasmada en su obra.

Durante sus cinco años de esclavitud, intento escapar 4 veces, en las cuales falló, asumiendo toda la responsabilidad ante sus captores para evitar represalias en contra de los demás esclavos y fue torturado en varias ocasiones, pero prefirió esto que delatar a sus compañeros de cautiverio.

Siendo su dueño el rey Hassán, Miguel temía no ser rescatado, ya que rey estaba pidiendo 600 ducados por su rescate, pero su madre se encontraba reuniendo dinero, solicitando préstamos y garantías. Finalmente en 1580 es liberado gracias a que su madre pagó la suma de 475 ducados gracias a un préstamo del Consejo de las Cruzadas. El 24 de octubre de ese año embarca hacia España.

Regreso a España

Después de una dura época durante la que fue esclavo, Cervantes llega a Madrid, se encuentra en una situación complicada, había pasado los últimos 10 años de su vida en guerra y siendo un esclavo. Su familia se encontraba sumergida en las deudas debido al pago de su rescate, pero se le encomendó una misión secreta en Orán, ya que tenía unos altos conocimientos de cultura. Por este trabajo recibió 50 escudos de oro.

Entre 1581 y 1583 Miguel escribe La Galatea, obra por la cual recibiría 1.336 reales, una buen cifra que lo impulsó a dedicarse a la escritura de comedias.

En esa época Miguel tenía un amorío con Ana Villafranca, mujer casada con Alonso Rodríguez, de oficio tabernero. De esta relación en 1584 nació su única hija, bautizada como Isabel Rodríguez y Villafranca, a la que posteriormente reconocería dándole su segundo apellido, Saavedra. Los lazos entre padre e hija fueron tensos, lo que hace suponer que nunca hubo una buena relación entre ambos.

A sus 37 años de edad contrae matrimonio con Catalina de Salazar y Palacios, miembro de una familia en Esquivas, unión que no estaba basada en el amor por lo que esta relación solo duro un periodo de dos años.

Don Quijote de la Mancha

Miguel de Cervantes imaginando el Quijote
Miguel de Cervantes imaginando el Quijote. Edición por Escueladeletras.com. Original por Mariano de la Roca y Delgado a través de Wikimedia Commons.

Esta famosa novela, es reconocida mundialmente como la cumbre de la literatura en lengua española, y de las mejores en la literatura universal. Su primera parte fue publicada bajo el título de “El ingenioso hidalgo don Quijote de la Mancha” a comienzos de 1605, obteniendo una gran aceptación y siendo traducida a varios idiomas.

La segunda parte titulada “Segunda parte del ingenioso caballero don Quijote de la Mancha” fue publicada en 1615. Esta obra a pesar de que fue de extremo éxito, apenas ayudó a su escritor en el aspecto económico.

Muerte de Cervantes

A principios de 1616, estaba terminando una novela de aventuras llamada “Los trabajos de Persiles y Sigismunda” y se le adjudicó una recompensa moral por sus penurias e infortunios económicos.

Tras llevar una vida de soldado, esclavo y escritor, a causa de diabetes Miguel de Cervantes falleció en Madrid en la Casa de Cervantes, el 22 de abril de 1616 a la edad de 68 años. Sus restos fueron enterrados en el Convento de las Trinitarias Descalzas, ubicado en Madrid, España.

Su legado sigue vigente hoy en día, a tal punto que la lengua castellana a menudo es llamada la lengua de Cervantes gracias a todos los aportes literarios facilitados por este célebre novelista, poeta y dramaturgo.

¿Qué te ha parecido el contenido?

Your page rank:


Última actualización:

Autor
Índice
Artículos relacionados