¿Qué es el apóstrofe? Usos y ejemplos

El término apóstrofe tiende a causar cierta confusión dentro de la escritura de la lengua castellana. Esto se debe a que se le conoce como figura retórica, pero también como un signo de puntuación. En cualquiera de los casos, existe una gran diferencia, y cuando se trata del signo en cuestión, es denominado apóstrofo. Aprendamos cuál es su uso a nivel ortográfico y literario.

Dicho esto, es semejante a las comillas simples de cierre e igual en su forma a la coma pero elevada, el apóstrofe es uno de los signos de puntuación más utilizados en el alfabeto latino y muchas otras lenguas de origen extranjero, como el árabe y el hebreo.

Este signo tiene como función, indicar al lector que se ha eliminado una letra en la palabra en donde se ha colado.

Ejemplo:

Pa’ tras, ni pa’ agarrar impulso.

Cabe destacar, que dentro de la escritura de este término, hay una variante cuando tratamos el tema de la poesía. Se le ha denominado en la mayoría de los casos a este signo, como apóstrofe a fin de diferenciarlo de otro.

Uso apropiado del apóstrofe

  • Utilizamos el apóstrofe para indicar la supresión de vocales en los textos. Muy comúnmente utilizado en aquellos que son más antiguos.

Ejemplo:

D’ aquella, ta’bueno, pa’donde.

  • Para señalar dentro de un texto escrito el salto de algún sonido al articular las palabras consecutivas en el lenguaje oral.

Ejemplo:

Vamos pa’l parque, quiero ir pa’la playa.

  • El apóstrofe se emplea especialmente en la poesía para señalar que se han omitido uno o varios fonemas en una oración por razones de estructura. O en su defecto para simular un vocablo de un dialecto en particular.

Ejemplo:

Tierras d’Amazonas morenas las va pasando. Cantar del turpial dorado ya lerdo con la vista’e la selva, siguió nuestro puma pa’l río y en llegando la vido que paseaba cerquita’e la arena”.

  • Este signo se emplea en otros países como parte de su escritura y su idioma.

Ejemplo:

I’m sorry (inglés).

L’acqua (en italiano).

I’eua (en francés).

Uso incorrecto del apóstrofe

  • No se debe emplear el apóstrofe para indicar la separación en la hora de los minutos.

Ejemplo:

Incorrecto: 12’25

Correcto: 12:25

  • Tampoco debemos utilizar el apóstrofe para señalar en una cantidad numérica las cantidades decimales.

Ejemplo:

Incorrecto: 2’58796

Correcto: 2,58796/ 2.58796

  • No debe emplearse para referir el plural de las siglas.

Ejemplo:

Incorrecto: FAO’s, ONU’s

Correcto: FAO, ONU

  • Finalmente, no debemos emplear el apóstrofe para abreviar las fechas.

Ejemplo:

Incorrecto: ‘98

Correcto: 1998 o 98

Como figura literaria

Al apóstrofe se le conoce también en la literatura como una forma de expresión dentro del diálogo. En donde el narrador enfatiza las emociones principalmente de alegría e ímpetu, hacia una audiencia presente o ausente.

Representando distintos personajes dentro de la locución que pueden ir desde personajes fallecidos hasta objetos inanimados o animales. También puede ir dirigido al propio narrador.

Este recurso retórico es muy utilizado en las oraciones, monólogos y hasta locuciones políticas. Ya que genera entre el personaje y la audiencia, una suerte de empatía lo que aumenta la aceptación del mismo.

Ejemplos:

  • ¡Al velo de la noche me despierto, pensando en tu rostro incandescente, y me envuelvo en la bruma de tus brazos, aunque sé que por el momento está ausente!
  • ¡Oh espléndida alborada! Deseo infinito que me arropa, oíd mi inquieto corazón que tanta ansia sentir su aurora.
  • Bendita Rosa Mística, madre de Dios y madre nuestra, consuelo de los que sufren y refugio del olvidado, se el amparo de quienes te amamos, ¡oh madre buena! Yo soy tu esclavo.


¿Qué te ha parecido el artículo?

Haz click en las estrellas para valorarlo

Puntuación media 5 / 5. Votos: 3

No hay votos. Sé el primero en puntuar el artículo