Anástrofe. Definición y 11 ejemplos

La anástrofe es una figura de posición que tiene como fin cambiar el orden gramatical que normalmente tienen dos o más palabras que se encuentra seguidas una de otra dentro de una oración.

Este término proviene del griego ἀναστροφή que significa “inversión”. Del mismo modo, es un recurso literario que está incluido en las figuras pertenecientes a la dicción porque permite la combinación de frases.

La anástrofe suele confundirse con el Hipérbaton, que permite las transpolación de las palabras dentro de una oración.

Ejemplos de anástrofe

  1. Tarda Dios, pero no olvida.
  2. No me han elegido ustedes.
  3. Ninguno no tiene celulares.
  4. Como soy de la ciudad, aquí me vengo a zampar.
  5. La blanca rosa que menea la brisa.
  6. El prado verde que embellece la vista.
  7. Al amor me entrego confiada en que mi latir del corazón no dejará de ser.
  8. Dame un corazón nuevo para mi historia reescribir.
  9. Y las aguas turbias del río se llevaron toda amargura consigo.
  10. El sabio sabe más por viejo no por diablo.
  11. Siete los enanos de blanca nieves.


¿Qué te ha parecido el artículo?

Haz click en las estrellas para valorarlo

Puntuación media 5 / 5. Votos: 2

No hay votos. Sé el primero en puntuar el artículo